Dales Voz a Las Víctimas

Inicio » Uncategorized » COMO SILLAS ROTAS

COMO SILLAS ROTAS

Esta mañana, preparando la maleta, pensaba que qué oportunidad esta tan grande para promover la infame existencia del Muro Marroquí en el Sáhara Occidental, sus millones de minas y municiones en racimo, los peligros que encierra y las consecuencias que genera a todos los niveles… Y daba vueltas a lo que realmente importa, que es que esta labor que hemos elegido en Dales Voz a Las Víctimas se extienda, los mensajes multipliquen sus apoyos de difusión y se conciencie  la población mexicana sobre una realidad silenciada y oculta que desespera. Que “Escuchen el silencio”, que nunca es mudo.

Escultura Silla Rota

Escultura Silla Rota

Muchas cuestiones que abordar, indudablemente, pero para la que hemos elegido nuevas vías de acción, con estrategias dirigidas a capturar los cinco sentidos de las personas que asistirán a los diferentes eventos organizados en el marco del Festival de Arte y Derechos Humanos Art-Sahara México. Una combinación de esfuerzos entre varios proyectos relacionados con esta temática, que ojalá sean un trampolín para réplicas a corto plazo en otros lugares. Guardando en la maleta el material promocional, nuevamente me venían a la cabeza sus palabras, aquellas que tantas veces nos han repetido en tomo casi de súplica: “Por favor, que se sepa en el mundo que vivimos amordazados por un muro asesino y por el bloqueo informativo que lo esconde”. Muchas veces lo hemos dicho, que adquirimos con ellos un compromiso personal, con las víctimas, de cuyas historias y tragedias hacemos ejemplos de valentía y sacrificio, con el innegable horror y sufrimiento que soportan los cimientos de unas vidas recompuestas desde los jirones que las minas o las bombas dejan tras de sí.

Es por ello que queremos que llegue alto y claro el mensaje de por qué sucede, quién es el responsable y, sobre todo, quién puede y quién debe hacer algo… Porque hay un botón clave, una adhesión que no llega y que debe llegar, o será todo igual de complicado. Es necesario que Marruecos, como Estado, se una al Tratado Internacional de Prohibición de Minas Terrestres y a la Convención contra las Municiones en Racimo. Será todo un desafío mientras el reino alauita continúe desoyendo esta petición, que se convierte en reclamación insistente cuando lo hacen organizaciones internacionales especializadas en este ámbito (sensibilización, descontaminación y atención a las víctimas), que tienen  las manos atadas porque esa dichosa firma nunca llega. La excusa de Marruecos es, precisamente, el Sáhara Occidental, un conflicto que ellos utilizan para presionar a la comunidad internacional, para escudar la cobardía de haber abandonado millones de artefactos explosivos en el desierto, a uno y otro lado del muro, ese que divide el territorio saharaui y separa a su pueblo con una barrera física de 2.740 km.

Es cierto, una guerra deja tras de sí tragedias compartidas. Esta es una de ellas, porque ambos bandos utilizaron minas terrestres. Lo que no hicieron ambos bandos fue asumir su responsabilidad. El Frente Polisario, Movimiento de Liberación Nacional que lidera la lucha del pueblo saharaui desde 1973, sí se ha adherido al Tratado que le corresponde, el Llamamiento de Ginebra (Geneva Call), porque al ser aún un Territorio No Autónomo Pendiente de Descolonización no cuenta con el reconocimiento como Estado a nivel mundial. Adquiere compromisos concretos y los cumple y, al amparo de esa adhesión, entidades como la británica AOAV (Action On Armed Violence), la suiza ICBL (International Campaign To Ban Landmines) o la noruega APN (Ayuda Popular Noruega) trabajan cada una en su materia para el cumplimiento de las exigencias del Geneva Call. Desminado, sensibilización y atención a las víctimas. Eso sí, en una proporción muy inferior y extremadamente limitada, debido a la postura insolente de Marruecos, que al negarse a reconocer y asumir su responsabilidad adhiriéndose a los Tratados, impide que se pueda trabajar como es debido, con los recursos necesarios y siguiendo un delineado plan estratégico basado en información militar que debe proporcionar.

Ese muro marroquí, que se mantiene desde tiempos de la guerra con la excusa de haber sido construido como protección defensiva para evitar incursiones del enemigo, mata, mutila y destroza las vidas de miles de saharauis desde que existe. Y continúa haciéndolo ante la pasividad internacional, no sólo movida por el bloque informativo, sino también el puro desconocimiento alimentado por la desidia generalizada del no querer saber.

Hay una imagen que simboliza la lucha contra las minas terrestres (que hoy se esparcen por más de ochenta países del mundo). Es la Silla Rota, una escultura de 5,5 toneladas de madera que exhibe una de sus cuatro patas rota. Ideada por Paul Vermenlen, cofundador de una de las entidades de acción contra las minas y de atención a las víctimas más importante del mundo, Hándicap Internacional, y realizada por el artista suizo Daniel Berset, la Silla Rota preside y engalana el frente de la sede de la ONU en Ginebra. Es un icono en la lucha contra las minas, porque fue trasladada temporalmente a Otawa (Canadá) para ser testigo precisamente de la firma del Tratado de Prohibición contra las Minas Terrestres, en 1997.

Guardo también sus fotos en la maleta, porque es una escultura sencilla, que se basa en un elemento muy común de la vida cotidiana para trasmitir con fuerza y sentimiento que las víctimas son igual de sencillas, porque en su mayoría, son civiles inocentes. Ojalá hagamos con ella una enorme mesa de apoyo para continuar la lucha, que no cesa.

©Elisa Pavón

Anuncios

4 comentarios

  1. Princesa dice:

    Me gusta tu articulo amiga Elisa, ya que sin duda alguna haces un gran labor en materia de la difusión y la sensibilización del peligro del muro marroqui y de la lacra de minas. Dalsvoz es quien da la Voz a las victimas, y seguirá avanzando sin miradas atras desafiando todos los estorbos, humanos, que puedan obstaculizar su splendido y humanitario trabajo. Animoo mi amiga Elisa, auno mi vozz a DalesVoz. Un abrazo!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: